Patricia y Víctor Cremades son Green Langosta, artesanos digitales

Patricia y Víctor Cremades son Green Langosta, artesanos digitales con causa

Víctor y Patricia Cremades, dos hermanos de Novelda, son Green Langosta, una marca de pendientes impresos en 3D realizados a partir de materiales respetuosos con el medio ambiente. Víctor, técnico industrial y mente inquieta, comenzó a experimentar con esto de las impresoras 3D hace más de un año. Sus descubrimientos y avances los iba compartiendo con Patricia, su hermana, diseñadora gráfica, visual y estilista publicitaria. Ambos fueron encontrando poco a poco el camino que les llevaría a su primer proyecto juntos: Green Langosta.

Acaban de empezar y ya se han encontrado bastantes obstáculos en el camino. Aún así Víctor y Patricia creen en el proyecto y la marca y poco a poco van saboreando las pequeñas victorias que les ayudan a mantenerse optimistas y a recordar que, ante todo con los proyectos que empiezan, hay que tener altas dosis de paciencia. Green Langosta se presenta como una marca respetuosa con el medio ambiente, y es que estos pendientes ultra ligeros y ultra cómodos están hechos a partir de materiales reciclados y además son reciclables. Pero lo bonito del proyecto no son solamente sus piezas, también es su historia.

 

1. Patricia, Green Langosta comenzó a fraguarse realmente hace más de un año, aunque fue tras el confinamiento cuando de verdad comenzasteis con el trabajo de mostrarlo al mundo, ¿es así?. ¿Cómo empezó todo?

Sí, el proyecto empezó el pasado Octubre de 2019. Víctor ya llevaba tiempo experimentando con impresoras 3D. Me enseñaba cosas que hacía y me animaba a que diseñase algo para él poder hacerlo. Yo reconozco que al principio era un poco reacia, porque no le veía mucho sentido a aquello. Ahora sé que era puro desconocimiento, yo no sabía hasta qué punto ese tipo de impresoras podían hacer lo que hacen.

Aún así un día me puse a diseñar unos pendientes, hice una foto a mi dibujo y se la mandé. Víctor me enseñó la pieza impresa que yo había dibujado al día siguiente. Impresionante. Y ahí fue cuando me enganchó, me gustaba cómo había quedado, le veía posibilidades y así empezamos juntos a crear Green Langosta.

 

 

2. Un proyecto que va cogiendo forma conforme vais viendo qué posibilidades tiene el mundo de la impresión 3D, ¿verdad?. Y sobre todo un proyecto que siguiese la línea de vuestros valores de concienciación con el cuidado del planeta...

Efectivamente, el pilar principal del proyecto debía ser que no fuese dañino con el medio ambiente, que estuviese de alguna manera comprometido con el ayudar a revertir este maltrato al planeta de alguna manera u otra.

Sabíamos que los materiales para la impresión podríamos proporcionarlos nosotros mismos de elementos reciclados. Es así como pensamos que podíamos hacer limpieza de playas de nuestro litoral, recoger los materiales, reciclarlos y volverlos a usar para confeccionar nuestras piezas. De esta manera podríamos hacer colecciones basadas en la limpieza de playas de nuestras costas.

 

"De esta idea base es de donde sale el nombre de Green Langosta, en referencia a la costa y a la labor de limpieza y reciclaje"

 

Pero aquí nos encontramos la primera barrera. Para poder reciclar esos residuos necesitamos una maquinaria que todavía no podemos adquirir. Fue un primer golpe, pero esto no nos detuvo.

 

3. Supongo que el mundo de la impresión 3D es tan nuevo para nosotros que no sabemos hasta donde puede llegar todavía ¿no?.

Sí, nosotros vamos aprendiendo cada día, y en todo este año hemos aprendido muchísimo. Hemos dedicado bastantes horas a investigar materiales y las capacidades de la impresión y la producción, y esta labor es la que ha conseguido que Green Langosta haya podido salir a la luz con esta primera colección, que nos encanta.

Tras darnos cuenta de que no podíamos realizar el proyecto tal cual lo queríamos, consideramos comprar material ya reciclado y listo para imprimir. Resulta que venden un filamento biodegradable que viene de elementos vegetales como el almidón de maíz, y también venden filamentos reciclados de plásticos. Entonces es cuando decidimos empezar por aquí, utilizando estos materiales. Pero no perdemos de vista nuestra idea inicial, esperamos algún día llevarla a cabo tal cual la planteamos.

 

 

4. Así que las piezas de Green Langosta ¿son biodegradables?

Sí, las piezas están hechas con PLA, un material biodegradable hecho a base de almidón de maíz y sus residuos son compostables. También tenemos modelos realizados con 3R Pla, un material reciclado de restos de impresiones fallidas. Ambos son biopolímeros vegetales biodegradables, que al no contener petróleo tienen menos emisiones en el reciclado que un plástico convencional.

Además, la impresión 3D es una fabricación aditiva, se construye capa por capa, y no genera residuos como en las fabricaciones industriales. Otro punto positivo es que no tenemos que enviarlo a producir a ningún sitio. Además, las pruebas fallidas las guardamos para que podamos reciclarlas en un futuro con esa maquinaria que queremos tener. Y no tenemos un stock muy amplio, con lo que imprimimos lo necesario.

 

 

5. ¿Cómo siguió el proceso? ¿Cómo fue la experiencia de crear la primera colección?

Pues fue un proceso lleno de baches, y es que estábamos aprendiendo cada día algo nuevo, y todavía seguimos.

Cuando empiezas un proyecto como este es normal dar un paso hacia delante y tres para atrás. Éramos conscientes de que el mercado de la bisutería estaba especialmente saturado, es por ello que empezamos a ver en qué nos podíamos diferenciar. Después, al experimentar con diseños, vimos que no todos salían como queríamos en la impresión 3D, algunos eran muy complicados de reproducir. Y después nos topamos con las texturas, que es también otro mundo...

 

6. Es curioso cómo vuestra labor es de artesanía, pero empleando esta tecnología tan particular...

Si, nos gusta llamarnos artesanos digitales, es un concepto que va muy bien con nosotros.

Y es que podríamos decir que el proceso tiene una parte artesanal en lo que es el diseño y el ensamblaje de la pieza, también un tratamiento posterior como es el pulido... y esto lo unimos con la parte digital que es esa tecnología 3D que utilizamos. Nos gusta comparar la impresora con el horno del alfarero.

Es importante que se sepa que, aunque empleamos tecnología, el proceso no es industrial ni mucho menos. Green Langosta es una marca con el mismo sistema de producción que una marca artesanal, donde el producto se diseña y se crea en el mismo lugar, sin tener que pasar por muchas manos y con la misma delicadeza y paciencia que el trabajo de una joyería artesana convencional.

Además en lo que son los envíos, también mimamos mucho los detalles. Queremos que la persona que reciba los pendientes Green Langosta sienta todo el cariño y la dedicación que tanto Víctor como yo hemos puesto en el proceso.

 

 

7. En vuestra tienda online comentáis efectivamente que utilizáis texturas que reproducen materiales como el coral, arena, piedras y guijarros...

Sí, y esas texturas son las que dan a la pieza un carácter sofisticado y mediterráneo. Víctor encontró una textura muy chula pero que tiene mucha dificultad. Y es que en la impresión 3D tienes que probar diferentes parámetros técnicos y luego ir viendo que aquello quede bonito en el pendiente...

De echo, esta textura la probamos en un pendiente y no nos gustó inicialmente, había salido mal. Pero después no nos pareció tan mal, nos gustó, y comenzamos a trabajar en encontrar ese equilibrio entre la elegancia, la naturalidad y la practicidad.

 

8. Y llega el confinamiento.

Y llegó y nos paró todo el proceso. Víctor acababa de ser papá, yo tenía que estar en casa con mi hijo también, y lo dejamos reposar. Pero ese reposo nos ayudó muchísimo. Llevábamos unos meses muy obsesionados con Green Langosta, le dedicábamos muchísimas horas, y estábamos colapsando.

Gracias al parón pudimos volver a centrarnos y pudimos volver a avanzar. Trabajamos en la colección, comenzamos a programar la comunicación online, la página web, y cuando pudimos volver a salir a la calle comenzamos a difundir el proyecto.

También hay que decir que durante el confinamiento paramos de hacer pendientes para pasar a hacer viseras, y así aportar nuestro granito de arena en este duro proceso de la pandemia.

 

 

9. Fantástica Pulsión es vuestra primera colección. Háblanos de ella por favor.

Fantástica Pulsión está inspirada en las obras de Henri Matisse. Para realizar los diseños nos gusta inspirarnos en grandes figuras del arte, en sus métodos, sus obras, sus técnicas... Al final Green Langosta pretende ofrecer unos diseños singulares, bellos a la vez que naturales... 

También, esta colección está inspirada en nuestros mares y en la naturaleza, y así es como nosotros consideramos que emerge una hermosa metáfora de nuestra propia fortaleza.

 

“Green Langosta está pensado para la mujer que aprecia el poder de lo visual, que busca el sentido a la moda y que elige de acuerdo a sus valores.”

 

Además Matisse promovía unos recortables con papeles de colores brillantes y fondos marinos con peces, corales, hojas... Esos collages y sus colores nos inspiraron para esta primera colección. Una de nuestras primeras piezas fue el Maxi Matisse Coral Rojo, y quien vea la pieza y conozca el trabajo de Henri Matisse podrá relacionarlo sin problemas.

Ahora estamos trabajando en otra colección de cara a la Navidad que está inspirada en las flores. Pronto se podrá ver el resultado, sin duda está siendo también un proceso en el que Víctor y yo aprendemos cada día.

 

 

10. ¿Y qué tal está siendo la acogida?

Sinceramente está siendo mejor de lo que esperábamos, pero también bastante dura. Y es que es complicado sacar un proyecto desde cero a la luz en los tiempos que corren. A nivel de visibilizar la marca no es fácil.

Pero sí que es verdad que por otro lado tenemos ventas, y cada vez que hacemos envíos nos llena de ilusión ver que enviamos nuestro trabajo a gente de Madrid, de Mallorca, y a otras ciudades.

También hemos tenido unas alegrías inesperadas, y es que actrices como Natalia Verbeke, Ana Risueño, Betsy Túrnez o Greta Fernández llevan nuestros pendientes.

 

Enhorabuena a Patricia y a Víctor por este proyectazo. Desde Ocio Magazine Alicante os deseamos la mejor de las suertes.

 

Green Langosta:

Green Langosta es una marca de joyería 3D pero también es una iniciativa ecológica y respetuosa con el medio ambiente que apuesta por el reciclado y la economía circular aunando la creatividad y las nuevas tecnologías. Consulta su ficha y no dejes de seguirles en redes sociales para estar al tanto de sus colecciones.

Alfonso X el Sabio nº6 - 3º Izquierda
info@greenlangosta.com
672 364 526

www.greenlangosta.com

 

Establecimientos

Artículo sobre:

Protagonistas

08-10-2020

Compartir

Facebook Twitter Whatsapp Whatsapp

También te puede interesar:

23/11/2020

Receta de alcachofas con azafrán, de Noelia Pascual

Noelia Pascual, de Restaurante Cachito de Elche, nos comparte esta receta súper sencilla con un producto de temporada: la alcachofa. Como entrante o para ... Leer más

16/11/2020

Nuestra selección de productos gourmet conscientes - Noviembre 2020

Este mes de noviembre hemos querido seleccionar productos sorprendentes y novedosos por un lado, y concienciados con el medio ambiente y el uso de nuestros ... Leer más

12/11/2020

Ana Samper, consiguiendo objetivos

La primera vez que os presentamos a Ana Samper fue hace cuatro años, en el 2016. Estaba empezando con Orden Y Concierto, su proyecto empresarial totalmente ... Leer más

Suscríbete

Y estarás al día de todas las novedades que ocurren en Alicante

Ocio Magazine
  • Aperturas de locales
  • Historias inspiradoras
  • Shopping local
  • Promociones
  • Y mucho más

He leído y acepto la política de privacidad para suscriptores

“Prometemos no ser intrusivas y solamente contarte cosas interesantes”